Co-Marketing vs Co-Branding: ¿Cuál es la diferencia?

En un ambiente competitivo como lo es el de los negocios, no es necesariamente la rivalidad la que potencia a una empresa y la hace ser más fuerte: la unión y la colaboración son esenciales. Ya las décadas pasadas dejaron en claro los grandes beneficios que se obtienen del trabajo en equipo de dos compañías que, aún independientes, están vinculadas en la producción de un mismo producto: Juguetes de Disney en la Cajita Feliz de McDonald’s, Ron Bacardi + Coca-Cola = Cuba Libre, Intel Inside + empresas de computación.

El Co-Marketing y el Co-Branding son dos opciones para hacer crecer las posibilidades de alcance empresarial. Esto aplica tanto al Marketing de contenidos como a las prácticas tradicionales.

¿Qué es el Co-Marketing?

El Co-Marketing o Marketing de Colaboración es una práctica de cooperación entre dos empresas en pro de un beneficio amplio compartido. El Co-Marketing vincula a ambas partes en la promoción, producción y ganancia de su trabajo conjunto. Éste no es solo el lanzamiento de un producto o servicio, dado que también se consideran aquí variantes en desarrollo de conocimiento, herramientas y proyectos.

El presupuesto base que origina una alianza Co-Marketing es que la cooperación de las empresas implicadas dará un resultado win-to-win que de otra manera sería imposible. Ambas marcas se potencian. Es un proceso integral en el que debe haber acuerdo en las necesidades de cada uno, el objetivo a alcanzar debe estar bien definido, al igual que el tipo de proyecto a realizar, la división de responsabilidades y la repartición de beneficios ulteriores

¿Qué es el Co-Branding?

Es un tipo de alianza entre dos o más marcas en las que la tarea de marketing se comparte para que las partes implicadas obtengan respectivos beneficios que de otro modo no alcanzarían. Al igual que en el Co-Marketing, las empresas en relación elaboran una estrategia completa de planeamiento, producción y promoción de nuevos productos o servicios.

Ninguna de las partes pierde su individualidad de marca, sino que se presentan como una asociación específica a un fin.

Los casos habituales son:

  • Dos marcas que originan un nuevo producto o servicio: es una nueva oferta que no existía previamente en el mercado. Por ejemplo: tecnología deportiva Nike + Apple
  • Dos marcas que combinan productos o servicios existentes: es una nueva oferta que reúne características de productos existentes de cada marca. Por ejemplo: helados McFlurry de McDonald’s + Oreo-M&M-Cadbury, etc.
  • Dos marcas que combinan conocimientos o beneficios: es una ampliación en las posibilidades de usufructo de un producto o servicio. Por ejemplo: alianza de base de datos, de procedimientos. Canje de puntos o millas entre aerolíneas y tarjetas de crédito.

co-marketing y co-brandingDiferencia entre Co-Marketing y Co-Branding

La principal diferencia entre Co-Marketing y Co-Branding es que la primera es una estrategia más amplia y centrada en las empresas, mientras que el Co-Branding se enfoca en productos o servicios específicos ofertados al público.

Las prácticas del Co-Marketing no tienen necesariamente una promoción de visibilidad de máxima explotación, sino que los beneficios son resultado de la buena implementación de conocimientos, productos, servicios o recursos.

Por ejemplo: Una empresa que cede su expertizaje en software a cambio de soporte en procesos de producción. Por el contrario, las prácticas de Co-Branding deben tener una planificación previa y toda una campaña asociada para generar visibilidad, promoción del producto o servicio nuevo y crear vínculos con los usuarios.

Razones para realizar estrategias de marketing compartidas

Para uno u otro tipo de cooperación, los beneficios principales son:

  • Empuje para la marca más débil: la relación de una marca de menor renombre a otra de mayor presencia en el mercado proyectará su imagen y prestigio entre pares y entre usuarios.
  • Aprendizaje en el proceso: al interior de las empresas y entre ellas se generan nuevas relaciones y procesos que suman experiencia a sus integrantes y a la empresa como entidad.
  • Potenciar alcances de mercado: desarrollo de oferta imposible de producir sin la ayuda de la otra empresa.
  • Rentabilidad: repartición de costos de producción e incorporación de conocimientos y herramientas que una empresa no posee pero la otra sí.
  • Sumar usuarios y ganar visibilidad: ambas marcas verán ampliar su círculo de influencia, acción y visibilidad al sumar la audiencia de la segunda marca a la propia.
  • Renovación del interés de la audiencia: la innovación con productos o servicios nuevos mantiene cautivo al público fiel y genera nuevos clientes.

Horizonte de consideración para estrategias de marketing compartido

Al momento en que una empresa se plantea la opción de tener una relación de cooperación en estrategia de marketing o de marca, deben sopesarse los pro y contras que esto implica. Esta tarea quedará a cargo del equipo directivo de la empresa o de un asesor externo -un coach-, cuya mirada imparcial pueda dar una opinión crítica experta sobre el tema.

Aspectos relevantes a considerar son:

  • Necesidad real de la empresa de realizar tarea conjunta: ¿puede la empresa realizar el trabajo con sus propios recursos?, ¿conviene una alianza? ¿conviene otro tipo de relación?
  • Capacidad de acción y respuesta: ¿está la empresa en condiciones para la división de tareas, cumplimiento de objetivos y carga de nuevas responsabilidades?
  • Complemento de las marcas: ¿es la otra empresa un complemento a la propia?
  • Posicionamiento de la otra empresa: ¿de qué manera ayuda un trabajo conjunto a conseguir un mejor posicionamiento de la empresa?
  • Audiencia a alcanzar: ¿son las audiencias objetivo de cada empresa las mismas? ¿qué se consigue con una ampliación de usuarios?
  • Planeamiento de estrategia total: ¿están las empresas de acuerdo su definición de lead, en la definición de buyer persona, en los recursos, procedimientos y objetivos planteados?
  • Beneficios finales: ¿está bien definido cómo serán compartidos los beneficios? ¿es consecuente con las tareas y responsabilidades de cada parte?

Conclusión

El campo empresarial se rige con leyes de impulso de ventas, con alianzas de poder, planificaciones realistas y estrategias de marketing digital. Orquestar de manera total estos aspectos es la clave para el éxito de la compañía. El Co-Branding y el Co-Marketing son opciones tanto para empresas consolidadas como para emprendimientos de poca trayectoria.

Co-Marketing vs Co-Branding: ¿Cuál es la diferencia? #CoMarketing #CoBranding #MKT Clic para tuitear

Deja tu comentario

Comenta primero

Notificarme
avatar
wpDiscuz